SONREÍR PARA VENDER MÁS ¿Por qué es importante sonreír en las ventas?

 Fuente: neuromarketing.la - alejandrofaria-2nb.com/la-sonrisa-tecnicas-de-ventas

SONREÍR PARA VENDER MÁS                                                                                                                                                                                                                                  ¿Por qué es importante sonreír en las ventas?

Según el Neuro Marketing, el uso de sonrisas genuinas tanto en formato virtual como presencial aumenta el atractivo de las ventas, produciendo una satisfacción mayor para los clientes y obteniendo una evaluación positiva para el asesor comercial. En otras palabras, ¡Más sonrisas, más ventas! es así como la sonrisa es una de las mejores armas para generar este importante vinculo comercial, si saludamos mirando a los ojos de los clientes y con una buena sonrisa, se podría decir que ya se tiene un gran porcentaje de la venta asegurada.

 En las ventas es muy importante utilizar una sonrisa autentica, ya que de lo contrario el cliente podría llegar a percibirlo, por eso es fundamental aguardar con una buena actitud.

Dado lo anterior, se considera muy importante establecer un ambiente cordial para los clientes en el momento de interactuar con ellos, lo cual es necesario y muy efectivo al momento de definir una venta o presentación de negocio. Sonreír hace que nuestro cuerpo en cierta medida deje a un lado las tensiones; por esto es importante conectar de forma diferente con tu cliente y lograr establecer un ambiente que te permita romper el hielo, como por ejemplo: comentar anécdotas o experiencias memorables con otro cliente, etc.

Concluyendo, el acto de “sonreír” es como tu tarjeta de presentación, cuando sonríes estás diciendo a los demás: “no soy peligroso”. La sonrisa conlleva a que la conversación sea más cálida y a que exista menos tensión en la comunicación ya que esta se contagia y hará que exista un ambiente propicio para todos.

Recuerda que la importancia de sonreír en las ventas radica en que los clientes prefieren hablar e interactuar con asesores comerciales más amables y sonrientes que con asesores tensos y preocupados por afinar sus técnicas de ventas.